Inspiración

¿Alguna vez has sentido la elevación a través de una idea? Ese pequeño instante no es otro que un momento único donde llegó la inspiración a tu mente. Sin embargo, estas olas inspirativas pueden ser escasas o muy frecuentes, dependerá de tus hábitos este hecho.

¿Cómo lograr estar inspirado?

La rapidez del mundo actual muchas veces puede afectar el bienestar y la inspiración, provocando frustraciones ante nuestros proyectos y metas. En este sentido, siempre debemos recordar que la vida es un cúmulo de experiencias de las cuales aprendemos y reflexionamos constantemente. Siendo esencial en el trayecto regalarnos descansos, tiempo libre y diversión.

Pero, ¿cómo podemos conectar con nuestra inspiración?

Si bien, producir un estado de inspiración puede ser difícil, podemos facilitarlo al incluir hábitos que nos lleven a un estado de relajación.

Prioriza tu descanso para la inspiración

La mente no tiene límites, pero sí cansancio” – Syd Barrett –

Nuestra imaginación es ilimitada, podemos crear, construir y materializar todo lo que soñemos e ideemos. No obstante, el principal obstáculo al que probablemente nos enfrentaremos es a nuestro cansancio. Una mente agotada, sin dormir y con un alto flujo de pensamientos, se encuentra dispersa y divagante.

Por ello, es esencial cumplir nuestras horas de sueño correspondientes, disfrutar del tiempo libre y recrearnos. De este modo, podremos encontrarnos con pensamientos frescos e innovadores, listos para poner en marcha.

Toma un respiro

“El aire es tu alimento y tu medicamento” – Aristóteles –

Ante un momento de frustración, desconectarnos de la situación y respirar profundamente nos llevará poco a poco a la calma. En este proceso, tu mente tendrá la capacidad de ir con otra perspectiva, nuevas soluciones y más tranquilidad.

Ejercítate

“Cuida de tu cuerpo. Es el único lugar donde tienes que vivir” – Jim Rohn –

Realizar ejercicio te permite disminuir la frustración del momento. También, favorece la liberación de endorfinas y serotonina, químicos relacionados con la felicidad y la reducción del estrés. Por ende, es una actividad esencial a incorporar para lograr la inspiración.

Sé curioso para conseguir inspiración

“No tengo talentos especiales, pero sí soy profundamente curioso” – Albert Einstein –

¿Te quedaste sin ideas? Para cualquier creativo es fundamental la generación de nuevas ideas. Pero, puede haber momentos donde no sabes por dónde ir o cómo enfrentar ese nuevo proyecto que acabas de comenzar.

La solución más rápida es investigar, ser curioso, buscar detalles e información que te nutran. Así, no solo conectas con lo que debes realizar, sino que se originarán ideas innovadoras.

Medita y haz mindfulness

La respiración atenta es una especie de puente que conecta el cuerpo con la mente” – Thich Nhat Hanh –

Ya hablamos de relajar nuestra mente y ejercitar nuestro cuerpo, ahora debemos conectar estos dos pilares. ¿Cómo podemos hacerlo? A través de la meditación y el mindfulness.

La meditación es una técnica que te permitirá conectar el cuerpo con la mente, tu ser. Su práctica constante nos ayuda a aumentar nuestra concentración, creatividad y salud. Por su parte, el mindfulness es un gran complemento con su filosofía de vivir el presente. Su prioridad es el aquí y el ahora.

Llama a tu musa de la inspiración

En el proceso creativo es importante conectarse con la musa de tu inspiración. Estas representaciones provenientes de la mitología griega manifestadas como figuras femeninas pueden ser una gran fuente de iluminación.

Al referirnos a tu musa, no nos debemos dirigir obligatoriamente a una persona, puede ser cualquier actividad que te inspire. Escribe un diario con tus emociones, crea listas de ideas, escucha música, entre otras. Lo valioso es iniciar tu camino a la creatividad máxima.

¡Sorprende hoy al mundo con tus ideas!

También te puede interesar: Descubre 6 formas para ser agradecidos y más conscientes